Ofiuco: ni es nuevo, ni es signo.

Mi agradecimiento a Rob Brezsny, por permitirme traducir y compartir con ustedes su artículo Aquí vamos de nuevo con el chanchullo de que “El Zodiaco está Mal” (Here we go again with the “Zodiac is Wrong” Scam), publicado en su columna “Free Will Astrology”, donde explica el asunto de la supuesta 13ª constelación.

 

El Zodiaco no esta mal. Tu signo no cambia. Ignora la información confusa.

Mas o menos cada año “brilla” un astrónomo más en los  medios con algún gran anuncio sobre cómo, debido a la precesión de los equinoccios, los signos zodiacales ya no están alineados con la posición actual de las constelaciones. Ofiuco, esta supuesta 13ª constelación, ha sido invocada antes como prueba de cuán engañosos son los astrólogos.

Lo que esto significa, según dichos expertos, es que la astrología no es válida: la mayoría de la gente que cree que es  Tauro en realidad es Aries; la mayoría de los Escorpión en realidad son Libra, y así, sucesivamente.

La última contribución al tema la debemos a Parke Kunkle, miembro del consejo de la Sociedad Planetaria de Minnesota. Según especula “Cuando (los astrólogos) dicen que el sol está en Piscis, en realidad no está en Piscis.” Esta suposición suya aterrizó recientemente en varios sitios de Internet.

Comprendo que científicos así prefieran no degradarse con la tarea de averiguar cómo funciona la astrología, pero si van a cuestionar sus fundamentos, primero deberían aprender lo suficiente para saber de qué están hablando.

He aquí, brevemente, lo que algunos astrónomos no han podido averiguar por su cuenta:

Los signos zodiacales no están definidos por las constelaciones como las vemos en el cielo. Sucede que la antigüedad, cuando el pensamiento tanto astrológico como astronómico se basa en datos insuficientes, se emparejaron los nombres de las constelaciones con los de los signos del zodiaco. Hoy en día, debido a la precesión de los equinoccios[1], los signos zodiacales no están alineados con las constelaciones de la misma forma en que lo estaban en la antigüedad.

Los astrólogos occidentales modernos comprenden esto a la perfección. En su trabajo es irrelevante, pues la información en que se basan no contempla el estudio de estrellas o constelaciones lejanas. Sus datos están, más bien, relacionados con el movimiento de los planetas en nuestro sistema solar, y dentro de una zona de influencia definida por la relación entre el Sol y la Tierra.

Los puntos de referencia más importantes en esta relación son los equinoccios y solsticios (que marcan los cambios de estaciones). El Equinoccio de Primavera en el Hemisferio Norte, que ocurre alrededor del 20 de Marzo cada año, marca la entrada del Sol en el signo de Aries. El Solsticio de Verano marca la entrada del Sol al signo de Cáncer.  Las posiciones de las constelaciones son irrelevantes, y no se considera la “influencia de las estrellas”.

Reiterando: los astrólogos occidentales no trabajan con constelaciones, se enfocan en nuestro sistema solar. Estudian los patrones (de movimiento) de los planetas y la luna conforme pasan por las 12 zonas definidas por la relación entre la Tierra y el Sol. Estas zonas tienen el mismo nombre que 12 constelaciones debido a un capricho histórico.

Cuando Parke Kunkle dice triunfantemente: “No existe una conexión física entre las constelaciones y las características de la personalidad”, como si finalmente hubiera encontrado el engaño de los astrólogos, no se da cuenta de que estamos totalmente de acuerdo con el: nuestro trabajo no se basa en las constelaciones.

 


[1] Precesión de los equinoccios – es el cambio lento y gradual en la orientación del eje de rotación de la Tierra, que, como el bamboleo de un trompo; inducido por la gravedad traza un cono en un ciclo de aproximadamente 26.000 años (período conocido como año platónico).
Este cambio de dirección es debido a la torsión ejercida por las fuerzas de marea de la Luna y el Sol sobre la protuberancia ecuatorial de la Tierra. Estas fuerzas tienden a llevar el exceso de masa presente en el ecuador hasta el plano de la eclíptica.
(Fuente: wikipedia)

 

Anuncios

4 thoughts on “Ofiuco: ni es nuevo, ni es signo.

  1. Gracias por ser de esas astrólogas “serias” que hacen falta para poco a poco ir quitando todos los mitos que hay alrededor de esta herramienta tan útil y perfecta que es la Astrología. Es bueno saber que vamos siendo cada vez más en este grupo de estudiosos en serio que no nos dedicamos a la “adivinación”, sino a desarrollar el verdadero potencial.
    Lo que me dio risa con todo esto de Ofiuco (además de que la noticia da la vuelta cada tantos años, te has fijado?) es que el pobre de Paul Kunkle ni siquiera estaba intentando hablar de astrología. Simplemente fue un comentario al margen y ya, el verdadero mitote lo crearon los periodistas y su ignorancia respecto al tema.
    En fin, saludos de parte de una colega y gracias de nuevo por tu trabajo!

  2. yo igual miro las estrellitas y avía notado eso, y aunque algunos q c hacen llamar asi mismos astrologos q basan sus predicciones en el astro.com creo q no por eso debemos denigrar la astrologia q bueno para mi es fabulosa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s