Eclipse de Luna y Tránsito de Venus

Estándar

Hace un par de semanas tuvimos un eclipse anular de Sol. La próxima semana inicia con un eclipse lunar, seguido por el “tránsito de Venus”, que es algo que no volveremos a ver en más de un siglo.

El lunes 4 de Junio tendremos un eclipse lunar, con el Sol en Géminis y la Luna en Sagitario.  El momento máximo del eclipse será a las 6:11 am (horario de Verano del centro de México).  Este eclipse es el par del eclipse solar que tuvimos el 20 de Mayo. Un eclipse lunar ocurre en la luna llena, cuando la Tierra pasa entre el Sol y la Luna y hace una sombra sobre la luna llena.  La Luna simboliza nuestras emociones, y un eclipse lunar usualmente puede ayudarnos a trabajar con las emociones que están en la “sombra”, aquellas que no tenemos presentes o conscientes, o que no quisiéramos ver. La energía de un eclipse lunar es propicia para trabajar con aquellos aspectos nuestros que no nos gustan, comenzando por reconocerlos y aceptarlos, para después poder lidiar con ellos.

La energía de este eclipse puede traernos la oportunidad de hacer cambios en nuestras relaciones. También es propicia para permitir que nuestra razón controle a la emoción y nos ayude a encontrar formas de controlar (o deshacernos de) hábitos que no nos hacen bien en el transcurso de los siguientes seis meses.

A nivel social, al ocurrir con la Luna en el signo de Sagitario, nos brinda la oportunidad de reconocer que es tan importante saber dar como saber recibir, y de encontrar o mejorar nuestras normas y  formas de convivir, de vivir en comunidad, a nivel familiar, social, nacional.  Es un buen momento para hacernos más responsables del mundo en que queremos vivir, y de comprometernos a trabajar por él.

Y este eclipse lunar cobra aún mayor importancia porque prácticamente coincide con el tránsito de Venus, que es un fenómeno astronómico poco común.  Este es un resumen de la explicación sobre este fenómeno que publicó la Gaceta Unam ( la nota completa está en http://www.dgcs.unam.mx/boletin/bdboletin/2012_348.html )

Los tránsitos de Venus se dan en pares y ciclos. Al principio de cada uno hay dos separados por ocho años. El segundo par ocurre 105.5 y 113.5 años después del primero, y luego transcurren 121.5 años para que comience el siguiente par de eventos.

Desde la invención del telescopio, se han observado formalmente tres pares: el primero en 1631 y 1639, el segundo en 1761 y 1769, y un tercero en 1874 y 1882.

El fenómeno podrá apreciarse en toda la República, desde la Península de Yucatán (menor duración del tránsito observable), hasta la de Baja California (con una duración ligeramente más larga).

• El suceso se produce en el momento en el que el Sol, Venus y la Tierra se encuentran alineados, y el planeta pasa por uno de sus nodos

• Durará seis horas con 40 minutos y se podrá observar desde que inicia, hasta que el astro rey se oculte, explicó José Franco, director general de Divulgación de la Ciencia de la UNAM

• Se produce en pares, separados por ocho años. El anterior ocurrió en junio de 2004, y éste es el segundo de ese par. El primero del siguiente sucederá hasta diciembre de 2117

El próximo 5 de junio tendrá lugar el fenómeno astronómico conocido como Tránsito de Venus, que se produce en el momento en que este último planeta, el Sol y la Tierra, se encuentran alineados, y aquél pasa por uno de sus nodos. Se trata del último en su tipo que podrá apreciar la generación actual.

Durará seis horas con 40 minutos y se podrá observar desde que inicia, hasta que el astro rey se oculte. En la Ciudad de México comenzará a las 17:06, y en Baja California Sur, principalmente en Los Cabos, a las 16:06, por la diferencia de horario con el centro de la República; en tanto, en ciudades como Ensenada, Mexicali y Tijuana, comenzará a las 15:06.

Astrológicamente, este tránsito de Venus puede aumentar nuestra necesidad de sentirnos queridos, de recibir cariño, y de lidiar con situaciones en nuestras relaciones donde haya abuso, maltrato o manipulación, haciendo conciencia de estas situaciones, o poniéndoles fin. Es posible que las tensiones den lugar a discusiones.

También es posible que este tránsito despierte nuestra conciencia, o detone situaciones, y reconozcamos la importancia del amor y respeto que debemos a nuestro planeta, a la naturaleza.  Históricamente, los tránsitos de Venus han coincidido con momentos de cambios sociales y de innovación científica. Este tránsito también nos trae oportunidades de aprovechar los adelantos tecnológicos y científicos para vivir en mayor armonía con nuestro planeta.

Finalmente, quiero invitarles a todos a aprovechar la energía tan especial de los próximos días para hacer una reflexión sobre los cambios que quisiéramos ver a nivel social, y un compromiso personal para mejorar nuestra convivencia, a cualquier nivel. Dediquemos también un momento para pedir por el bien de México, y para renovar nuestra disposición a trabajar por el país que queremos.

About these ads

»

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s